Preso de su discapacidad ¡18 años sin justicia!

El poder de una historia propia para movilizar a otras personas, no tiene comparación.

Él es Fernán, dentro de muy poco va a cumplir 18 años, y como todos sus días lo va a pasar preso de su silla de ruedas.

Se animó a escribir su historia en Change.org para intentar al menos conseguir justicia. Ahora, cada persona que lee su historia pasa a ser parte de la vida de Fernán.

El principio fue el 18 de junio de 1998, al momento de nacer. El destino se le adelantó y no lo dejó decidir. Una mala praxis en el Hospital Español le provocó un “sufrimiento fetal intenso”, lo que significó un daño neurológico severo y una discapacidad motriz irreversible.

A veces el tiempo es dueño de todo. Una cesárea que debía realizarse en poco tiempo demoró casi 2 horas. Fernán y su mamá sobrevivieron a lo que podría haber sido una tragedia, aunque esos primeros segundos en la vida condenaron a Fernán a una silla de ruedas para el resto de su vida.

Hace 16 años la mamá de Fernán inició una acción judicial al Hospital Español y después de 12 años de juicio, en el 2012, la SALA L de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, condenó al HOSPITAL ESPAÑOL al pago de una suma de dinero que jamás podrá mitigar el y los padecimientos que Fernán tiene como persona discapacitada, aunque seguramente le va a permitir tener una mejor calidad de vida.

En su petición pide que la “Justicia haga Justicia” y desde su historia, desde su silla, y desde su discapacidad pide el apoyo de las personas.

“Tengo una vida por delante” son las propias palabras de Fernán. A pesar de los obstáculos de una sociedad que piensa poco en los discapacitados, está cursando 5° año en una escuela común, y como cualquier otro chico empieza a pensar en su futuro. Sus amigos y todas las personas que lo rodean son las cosas más importantes en la vida de Fernán, pero también es importante que la justicia se siente un rato en la silla de Fernán.

Apoyalo. Firmá su petición.