Tres lecturas para la playa que te harán querer #SalvarlaFilosofía

Hace ya más de un año, Enrique P. Mesa inició una petición para pedir que la Filosofía no desaparezca de las aulas españolas. Gracias a las más de 170.000 firmas que recogidas, ha conseguido varios avances, pero no la victoria total.

Enrique está convencido de que “si aquellos que quieren sacar la Filosofía de nuestros colegios leyeran algunas de las grandes obras de esta materia, se lo pensarían dos veces antes de aplicar la tijera”.  

Por eso nos ha enviado tres recomendaciones para leer este verano en la playa:

El primer libro que nos recomienda es El mundo de Sofía, de Jostein Gaarder.  “Sí, lo sé, no es la recomendación más original del mundo y seguro que ya os lo han recomendado más de una vez, pero es que este libro está toda la Filosofía recogida de un modo muy ameno”, nos ha escrito.

Segunda recomendación, Una profesión peligrosa, de Luciano Canfora. Este libro cuenta la vida de los principales filósofos griegos haciendo especial hincapié en las dificultades y peligros, muchas veces cercana a ser asesinados o encarcelados, que tuvieron que padecer por pensar demasiado. “Como veis, lo de perseguir a filósofos y pensadores es algo que viene de lejos”. Palabra de Enrique.

Y por último,  Filosofía para bufones de Pedro González Calero. Según Enrique, es un libro muy entretenido en que se cuentan anécdotas graciosas de los distintos filósofos al modo de las antiguas vidas de santos. Es muy de verano porque son historias cortas que se pueden leer de forma independiente. La historia más larga tiene sólo una cara, así que "a ciertos políticos, acostumbrados a burdos argumentarios en no más de 140 caracteres, les va a encantar”.

Nos recomienda también La Crítica de la razón pura de Kant, “no sólo porque es una gran lectura, sino por su utilidad”. Atención al consejo de Enrique: “Te levantas por la mañana y vas a coger sitio a la playa, ¿Y qué dejas? La Crítica de la razón pura. Asegurado, nadie la robará y encima evitarás que tu toalla vuele arrastrada por el viento”.

Para firmar la petición de Enrique, haz click en este enlace >>